Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

Noticias RSS
Residuos
01/02/2021

SCPSA reducirá de nuevo la facturación de residuos a los negocios obligados a cerrar por la Orden Foral

Cuando reviertan las medidas de cierre se abonará la parte de la factura correspondiente a los días afectados por el cierre

Debido al cierre de actividad en el interior de bares, cafeterías y restaurantes establecido dentro de las medidas extraordinarias de prevención decretadas por el Gobierno de Navarra en la Orden Foral 2/2021, Servicios de la Comarca de Pamplona, S.A. (SCPSA), sociedad de gestión de la Mancomunidad, va a tener nuevamente en cuenta esta circunstancia en la facturación del servicio de gestión de residuos urbanos.

Para ello, al igual que se hizo en 2020, se interrumpirá la facturación de la prestación patrimonial de carácter público no tributario por la prestación del servicio de gestión de residuos urbanos para estas actividades mientras esté vigente el cierre de las mismas.

Así, la sociedad de gestión de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona facturará inicialmente el primer cuatrimestre a los negocios con la tarifa habitual correspondiente en cada caso. Cuando reviertan las medidas de cierre, y teniendo en cuenta los días en que los negocios no hayan podido atender en el interior de sus establecimientos, SCPSA emitirá una factura de abono correspondiente a los días afectados por la interrupción del devengo.

La Mancomunidad remitirá junto con la factura correspondiente al primer cuatrimestre una carta informativa sobre estas medidas adoptadas para ayudar a minimizar los efectos económicos durante la pandemia.

Las personas titulares de los negocios que precisen más información pueden dirigirse a la web de la Mancomunidad (www.mcp.es) o al teléfono de Atención Ciudadana (948 423242).

Otras noticias

  • La MCP sigue atendiendo las tareas urgentes de mantenimiento y limpieza.
  • El certamen estaba dirigido a todas las personas que hacen compost en la Comarca de Pamplona
  • La infraestructura, con un presupuesto de un millón de euros, ha sido financiada por la sociedad pública NILSA