Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

materia orgánica

La Mancomunidad
23/08/2019

El presidente de la Mancomunidad hace balance de los cuatro años de legislatura

Ayesa ha destacado el trabajo realizado a partir del Plan Integral de Residuos

En una rueda de prensa realizada esta mañana el presidente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, Aritz Ayesa, ha hecho balance de los cuatro años de la legislatura que acaba en las próximas semanas.

Ayesa ha comenzado haciendo referencia a la gestión de los residuos, el tema más urgente e importante al que se enfrenta esta entidad. Ha destacado la participación de todos los grupos y el consenso que permitieron alcanzar el acuerdo de residuos, aprobado por unanimidad en la permanente del 31 de enero de 2017. A continuación se creó un grupo de trabajo interdepartamental a nivel de la entidad, con la participación de todos los grupos políticos, en el que se han compartido la información y las soluciones adoptadas.

Las directrices de este trabajo han sido fijadas en el Plan Integral de Residuos que cuenta con tres líneas de acción: separación en origen, recogida y tratamiento.

En materia de prevención y separación en origen se han impulsado diversas medidas, algunas de ellas de la mano del Gobierno de Navarra: campañas de concienciación para la separación de materia orgánica, medidas de prevención como el uso de vajilla reutilizable en actos públicos, implantación de un nuevo punto limpio fijo en Burlada y de seis puntos limpios rurales, creación de un aula ambiental dentro del proyecto de Traperos de Emaus en Berriozar, recogida de material textil y calzado mediante 100 nuevos contenedores de ropa, el impulso al compostaje doméstico y comunitario y las campañas para la recogida de voluminosos.

Los objetivos que marca Europa y el Plan de Residuos de Navarra, aprobado esta legislatura pasada, señalan que para el año 2020 la recogida separada de materia orgánica debe alcanzar el 50%, mientras ahora nos encontramos en el 17,6%. Con el fin de mejorar los resultados, ha recordado Ayesa, se planteó la prueba piloto desarrollada en Azpilagaña y Nuevo Artica donde la separación de materia orgánica se ha incrementado en un 382% y la generación de resto ha descendido un 40%. “Estos resultados señalan que sí se pueden alcanzar los objetivos que marca el Plan de Residuos de Navarra. Por ello, se ha aprobado la extensión de dicho sistema al resto del entorno urbano”, ha indicado Ayesa.

En cuanto a la recogida, el presidente de la MCP ha mencionado la situación del contrato de recogida de residuos que tras un tortuoso proceso judicial está aún pendiente de ser resuelto y deberá ser abordado en la próxima legislatura. “Teníamos un acuerdo para estudiar la reversión del servicio, pero la situación jurídica del contrato dificultaba cualquier decisión y los distintos fallos no han conseguido aclarar dicha situación”, ha matizado Ayesa.

En tercer lugar, ha hecho referencia al tratamiento de los residuos, una parte fundamental que está pendiente de resolver desde hace más de 15 años. Mediante el trabajo en el grupo de residuos se han sentado las bases para tener una planta de tratamiento de los residuos que generamos en la Comarca. Aritz Ayesa ha querido destacar la importancia de esta planta y su necesidad como solución definitiva al tema de los residuos: “Esta situación la he afrontado desde el dialogo, la información y la transparencia, puesto que hemos tenido reuniones con agentes sociales, vecinales, técnicos e institucionales de diferentes niveles, todo ello partiendo del grupo de residuos que es un órgano político y técnico. Por lo tanto, tenemos una parte en vías de solución, a expensas de las tramitaciones necesarias tanto a nivel urbanístico como jurídico”.

El presidente de la MCP ha recordado que dentro del tratamiento de residuos queda pendiente de abordar la zona de vertido, algo que deberá suceder en la próxima legislatura. La puesta en marcha de la planta generará menos lixiviados y olores.

Récord de viajes en el TUC: 39 millones

El segundo tema abordado por el presidente en el repaso de la legislatura ha sido la movilidad. “Durante estos cuatro años hemos vivido un momento dulce del transporte público. La apuesta por darle a la villavesa su espacio y prioridad, unido a la mejora de la situación económica ha posibilitado que lleguemos a una marca histórica”, ha apuntado Ayesa en referencia a los 39 millones de viajes registrados en el año 2018. Además, de mantenerse la tendencia registrada a lo largo de este año, a finales de 2019 se podrían superar los 40 millones.

El presidente de la entidad mancomunada ha recordado las mejoras adoptadas en el TUC durante esta legislatura: nuevos servicios a zonas de la Comarca (Linea 22 a Lezkairu, Linea 15 a Ardoi - Cordovilla, polígono de Eguesibar, Iturrondo…), la optimización de recorridos (líneas 2, 16, 23…), mejoras de frecuencias en varias líneas (10, 11, 17…), la incorporación de más autobuses en líneas que estaban justas en cuanto a tiempos de expedición, así como la conexión wifi en los buses de las líneas 9 y 18.

Especial mención ha hecho a la amabilización que se llevó a cabo en el centro de Pamplona en la que se incluyeron medidas de priorización semafórica y recorridos más cortos para algunas líneas (Merindades, Avenida Bayona…). Para Ayesa “se le ha dedicado espacio público al transporte público y eso la gente lo agradece y valora. Además de las buenas cifras de uso del servicio lo indican las encuestas de satisfacción, con máximos históricos de valoración”. Asímismo, ha recalcado el esfuerzo a la hora de flexibilizar y adaptar el Transporte Urbano para dar servicio a eventos celebrados en el pabellón Navarra Arena.

Asimismo, el presidente de la MCP ha destacado dos proyectos que verán la luz en las próximas semanas: por una parte, la renovación tecnológica que permitirá mejoras para medios de pago, sistema de ayuda a la explotación (SAE), comunicaciones y seguridad; por otra, la revisión del servicio nocturno –una cuestión trabajada junto con diversos colectivos a raíz de la aparición de las paradas a demanda–, que tras ser estudiada parece la mejor medida para poder dar un mejor servicio a las usuarias de la villavesa. “De paso, –ha advertido Ayesa–, se va a actualizar el servicio nocturno, que data del año 2005 y debe adaptarse a una nueva realidad de la Comarca y su ocio”.

En cuanto al servicio del Taxi, Ayesa ha destacado que “esta legislatura hemos trabajado con el sector para tener por primera vez subvenciones. También se han dado mejoras en seguridad, vehículos menos contaminantes, y este último año hemos añadido cuestiones de renovación tecnológica que también solicitaba el sector”. Además, se ha puesto en marcha el servicio de taxi a demanda al Centro Penitenciario de Pamplona y más recientemente el servicio a demanda al aeropuerto. Además, se han incorporado siete nuevos ayuntamientos al Área Territorial de Prestación Conjunta del servicio de taxi.

PMUS: Plan de Movilidad Urbana

El Plan de Movilidad Urbana de la Comarca de Pamplona nació con la firma de un convenio entre 20 administraciones. El plan, que permitirá trabajar la movilidad en clave de Comarca, ha sido ya aprobado por 16 de ellas.

El presidente ha querido aprovechar para agradecer el esfuerzo realizado a todas las personas involucradas en la iniciativa, a las diferentes administraciones (Gobierno de Navarra, ayuntamientos…), a las personas trabajadoras de la propia Mancomunidad y de su sociedad SCPSA, así como a diversos colectivos que tomaron parte en el proyecto. Asímismo, ha destacado el proceso participativo llevado a cabo, en barrios de Pamplona y localidades de la Comarca con numerosos colectivos interesados, en el que participaron 409 personas y fueron recogidas 1.063 propuestas.

Ayesa ha añadido que “es un proyecto que va más allá de una legislatura. Me gustaría animar al Gobierno de Navarra y a los ayuntamientos a poner en marcha, al ritmo que se estime oportuno, los pasos que en él se plantean”.

Compromiso medioambiental y social

Mención propia ha merecido el compromiso de la Mancomunidad durante esta legislatura con el medio ambiente. Ayesa ha desgranado diferentes iniciativas como la renovación de la flota de autobuses hasta conseguir un 33% con menos emisiones, la implantación de la primera línea (L9) que opera en modo 100% eléctrico con seis autobuses, además de desarrollar un plan para electrificar la flota de vehículos y la compra de vehículos que se alimentan con GNC (Gas natural comprimido) para prestar los servicios del Ciclo Integral del Agua.

Las actuaciones en aliviaderos que impedirán el vertido de plásticos a los ríos, o la renovación de 17 fosas sépticas de tamaño menor y la construcción de dos depuradoras en Zubiri y Monreal también han sido mencionadas en este apartado. “Todas estas medidas, unidas a las planteadas en residuos, harán que siga disminuyendo la huella de Carbono de la entidad, algo que ya ha se ha conseguido desde 2014 con una reducción del 21%”, ha aclarado Ayesa.

Igualmente ha recordado que el compromiso medioambiental de la entidad es un valor que se refleja en el record de asistencia a las actividades propuestas por el Programa de Educación Ambiental Escolar (47.800 alumnos y alumnas durante el pasado curso) o en las altas puntuaciones otorgadas por la ciudadanía a los diferentes servicios prestados por la entidad en los estudios de satisfacción que se realizan periódicamente.

El presidente de la MCP también ha hecho referencia al compromiso social puesto que “nuestro trabajo durante esta legislatura lo hemos hecho en contacto con colectivos y personas interesadas en distintos temas”. Ayesa ha mencionado las reuniones mantenidas con los ayuntamientos, colectivos, y vecindario en el caso de la planta de residuos. “Para el proyecto del Parque Comarcal Ezkaba se realizó un proceso de trabajo con concejos, ayuntamientos y colectivos para poder crear un parque en el entorno del monte, que está a la espera de la aprobación definitiva del PSIS”.

En el Transporte Urbano el trabajo en común con el comité de trabajadores y trabajadoras de TCC permitió abordar el problema de la seguridad para darle una respuesta consensuada y efectiva. “Hemos realizado más de una decena de reuniones y hemos generado foros de trabajo que hasta esta legislatura no existían”, ha precisado Ayesa.

Finalmente, Ayesa ha hecho referencia al proyecto de nueva sede en el antiguo convento de las Salesas, una iniciativa que ha logrado ser desbloqueda durante esta última legislatura. “Ha sido un buen ejemplo de cómo hemos llevado adelante el trabajo de la MCP, haciendo en primer lugar un proceso de reflexión abierto y transparente, consultando con distintas entidades las opciones existentes para tratar a continuación con todos los grupos políticos el futuro del edificio”, ha explicado el presidente del proyecto, cuyas oobras podrán empezar a principios de 2020. “Es un oportunidad para impulsar la entidad a nivel organizativo y para mejorar el servicio a la ciudadanía”, ha concluido.

Residuos
06/02/2019

En 2018 la Mancomunidad recuperó 57.736 t de residuos, un 10,38% más que en el año anterior

La recuperación de materia orgánica mediante quinto contenedor alcanzó las 8.512,86 t, lo que supuso un incremento del 13,27%

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona recogió durante 2018 un total de 151.672,02 toneladas de residuos, lo que supuso un aumento del 4,04% respecto a las 145.778,73 toneladas recogidas durante el año anterior. Este incremento confirma un año más el cambio de tendencia iniciado en 2014 tras los descensos sucesivos registrados desde 2009. Hay que destacar que se registró un incremento en la recogida de todas las fracciones excepto en la de resto, que descendió un 0,24%.

En lo referente a la recuperación de residuos (material recogido que está en condiciones de ser reciclado) el incremento ha sido del 10,38% al recuperarse 57.735,55 t, registrandose un crecimiento en todas las fracciones. El mayor aumento lo han experimentado los materiales textiles que ascienden a 884,31 t, un 49,59% más que en el año anterior (591,14 t), motivado principalmente por la instalación en  la Comarca de Pamplona, entre agosto y diciembre de 2017, de 95 nuevos contenedores para la recogida de ropa, calzado y material textil. Las siguientes fracciones con mayor crecimiento han sido la de los voluminosos, con un incremento del 26,43%, al recuperarse 1.802 t frente a las 1.425 de 2017 y la poda, con un incremento del 14,40%, al recuperarse 9.310 t frente a las 8.138 del año anterior. 

Por otra parte, cabe reseñar el crecimiento de la recuperación de la materia orgánica con un incremento del 13,27%, al pasar de las 7.516 t de 2017 a las 8.513 t recuperadas en 2018, si bien aún se está lejos de los objetivos marcados por la Ley de Residuos. En este apartado destaca la prueba pìloto de recogida selectiva de residuos que se lleva a cabo en Azpilagaña y Nuevo Artica desde junio de 2018, donde el peso de residuos retirados a través del 5º contenedor se ha incrementado en más de un 300%

Otras fracciones que experimentaron una importante subida han sido la madera, de la que se han recuperado 2.035 t –un 10,44% más que el año pasado– y el compostaje doméstico y comunitario, con un incremento del 9,96%, al recuperarse 3.092 t frente a las 2.812 de 2017. En el caso del papel-cartón destaca la recuperación de 17.576 t, lo que significa un aumento de 1.192 t frente a la cantidad del año precedente e implica un incremento del 7,27%.

En relación con el compostaje doméstico, cabe recordar que la implantación de la IV fase de la recogida selectiva de materia orgánica supuso la incorporación en el segundo semestre de 2016 de nuevos hogares que se sumaron a las que ya participaban a través de las campañas que lleva a cabo la MCP y que el año pasado alcanzaron su convocatoria nº 13. En conjunto, durante 2018 participaron en el compostaje doméstico un total de 3.476 familias que lograron producir 2.465,4 toneladas. En el caso del compostaje comunitario, participaron 862 viviendas en 40 áreas de compostaje que obtuvieron una producción de 271,5 toneladas. Finalmente, cabe señalar que 792 familias optaron por la autogestión de la materia orgánica mediante recursos propios, con una producción de 355,4 toneladas. 

En conjunto, las 8.513 t recuperadas mediante el quinto contenedor y las 3.092 del compostaje suman 11.605 t de materia orgánica recuperada, lo que supone un 12,4% de incremento respecto al año anterior. 

La materia orgánica recuperada proveniente del quinto contenedor (8.513 t) supone un 16% de la cantidad total de materia orgánica generada, que alcanzó las 53.986 t.

Residuos
22/06/2018

La presencia de los puntos informativos de la prueba piloto se prorroga hasta el sábado 30 de junio

Las personas que aún no tengan la tarjeta pueden recogerla hasta ese día en los dos puntos informativos

La Mancomunidad prorroga una semana la presencia de los puntos informativos habilitados en Azpilagaña y Nuevo Artica con motivo del inicio de la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica.

Como se sabe, el pasado lunes en Azpilagaña y el martes en Nuevo Artica comenzó la prueba piloto tras la instalación de los nuevos contenedores para la materia orgánica y para la fracción resto. Estos contenedores incorporan una cerradura electrónica y sólo pueden ser abiertos con una nueva tarjeta que está siendo distribuida en ambas zonas desde el pasado 28 de mayo. Dicha tarjeta sustituye a la llave con la que hasta ahora se abría el contenedor marrón.

Así, las personas que aún no tengan la tarjeta pueden recogerla en dichos puntos informativos habilitados en cada una de las zonas, que estarán operativos hasta el sábado 30 de junio en las siguientes ubicaciones:

  • Azpilagaña: Junto al Centro de Salud (c/ Luis Morondo Urra, 1)

  • Nuevo Artica: Plaza interior en c/ Clara Campoamor – c/ María Domínguez

El  horario de ambos puntos informativos será de lunes a viernes, de 9:30 a 19:30 horas y sábado, de 9:30 a 14:30 horas.

Las personas residentes pueden resolver sus dudas llamando al teléfono 948 271 977 de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 h. y de 16:00 a 18:00 h. Toda la información sobre la prueba piloto también está disponible en el siguiente enlace de esta web.

Hasta la fecha, tras cuatro semanas de campaña, la Mancomunidad ha entregado tarjetas –dos unidades por cada vivienda– a 3.511 domicilios (77,9% del total) para abrir los contenedores de resto y materia orgánica, así como otros materiales informativos. Las personas residentes en las 997 viviendas restantes podrán recoger sus tarjetas a lo largo de la próxima semana en los lugares y horarios indicados.

Tambien están siendo visitados todos los establecimientos comerciales y se ha podido contactar con un 52% del total que ya disponen de la nueva tarjeta.

Objetivo: aumentar la recogida separada de la materia organica

El objetivo principal de la prueba es aumentar la recogida separada de la materia orgánica derivando al contenedor marrón los depósitos que actualmente se realizan de forma errónea, principalmente en el contenedor de resto. Para ello, en las dos zonas elegidas para la prueba piloto, el contenedor para recoger la fracción ‘resto’ –que es del mismo modelo destinado para la recogida de materia orgánica–, ha pasado a tener tapa e identificación de color gris. Los contenedores de materia orgánica y los contenedores de resto se abren mediante tarjeta electrónica asociada a cada domicilio y cada apertura queda registrada. 

Con el objetivo de poder comparar los resultados de ambas zonas, en el caso de Azpilagaña los contenedores para la recogida de materia orgánica pueden ser abiertos todos los días, mientras que la apertura de los contenedores para la fracción ‘resto’ está restringida a cuatro días a la semana: lunes, miércoles, viernes y domingo. En Nuevo Artica, la apertura de ambos tipos de contenedor puede realizarse todos los días.

En 2017 se lograron recoger 7.516 toneladas de materia orgánica gracias al 45% de los hogares de la Comarca de Pamplona que utiliza el contenedor marrón. Sin embargo, es necesario seguir avanzando en dicha recogida selectiva, ya que el año pasado apenas se logró reciclar el 16% del total de lo producido. Estamos por tanto muy lejos de alcanzar los objetivos que nos marca el Plan de Residuos de Navarra, que han sido recogidos en la Ley de Residuos y que determinan que en el año 2027 un 70% de la materia orgánica generada debe recogerse de forma separada.

Residuos
14/06/2018

El lunes serán instalados los nuevos contenedores con tarjeta en Azpilagaña y el martes en Nuevo Artica

El 65,3% de las personas residentes ya disponen de la nueva tarjeta. Las que aún no la tengan pueden recogerla hasta el sábado 23 en los puntos informativos

La próxima semana comenzará la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica en la Comarca de Pamplona. Como se sabe, la experiencia se llevará a cabo en dos áreas: Azpilagaña, donde comenzará el lunes 18 de junio y Nuevo Artica, donde comenzará un día después, el martes 19 de junio. 

Para ello, el lunes en Azpilagaña y el martes en Nuevo Artica, serán instalados los nuevos contenedores para la materia orgánica y para la fracción resto. Estos nuevos contenedores incorporan una cerradura electrónica y sólo podrán ser abiertos con una nueva tarjeta que está siendo distribuida en ambas zonas desde el pasado 28 de mayo. Dicha tarjeta sustituye a la llave con la que hasta ahora se abría el contenedor marrón.

Hasta la fecha el personal técnico de la Mancomunidad ha visitado la totalidad de los domicilios (4.508) incluidos en las dos zonas establecidas y ha podido contactar con el 65,3% de las personas residentes (2.701 hogares) que ya han recibido la tarjeta (dos unidades por cada domicilio) para abrir los contenedores de resto y materia orgánica, así como otros materiales informativos.

Tambien están siendo visitados todos los locales y se ha podido contactar con un 30,5% de total que ya disponen de la nueva tarjeta.

Las personas que aún no tengan la tarjeta pueden recogerla en los puntos informativos habilitados en cada una de las zonas, que estarán operativos hasta el sábado 23 de junio en las siguientes ubicaciones:

  • Azpilagaña: Junto al Centro de Salud (c/ Luis Morondo Urra, 1)

  • Nuevo Artica: Plaza interior en c/ Clara Campoamor – c/ María Domínguez

El  horario de ambos puntos informativos será de lunes a viernes, de 9:30 a 19:30 horas y sábado, de 9:30 a 14:30 horas.

Las personas residentes pueden resolver sus dudas llamando al teléfono 948 271 977 de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 h. y de 16:00 a 18:00 h. Toda la información sobre la prueba piloto también está disponible en el siguiente enlace de esta web.

Objetivo: aumentar la recogida separada de la materia organica

El objetivo principal de la prueba es aumentar la recogida separada de la materia orgánica derivando al contenedor marrón los depósitos que actualmente se realizan de forma errónea, principalmente en el contenedor de resto. Para ello, en las dos zonas elegidas para la prueba piloto, el contenedor para recoger la fracción ‘resto’ –que será del mismo modelo destinado para la recogida de materia orgánica–, pasa a tener tapa e identificación de color gris. Los contenedores de materia orgánica y los contenedores de resto se abrirán mediante tarjeta electrónica asociada a cada domicilio y cada apertura quedará registrada. 

Con el objetivo de poder comparar los resultados de ambas zonas, en el caso de Azpilagaña los contenedores para la recogida de materia orgánica podrán ser abiertos todos los días, mientras que la apertura de los contenedores para la fracción ‘resto’ estará restringida a cuatro días a la semana: lunes, miércoles, viernes y domingo. En Nuevo Artica, la apertura de ambos tipos de contenedor podrá realizarse todos los días.

En 2017 se lograron recoger 7.516 toneladas de materia orgánica gracias al 45% de los hogares de la Comarca de Pamplona que utiliza el contenedor marrón. Sin embargo es necesario seguir avanzando en dicha recogida selectiva, ya que el año pasado apenas se logró reciclar el 16% del total de lo producido. Estamos por tanto muy lejos de alcanzar los objetivos que nos marca el Plan de Residuos de Navarra, que han sido recogidos en la Ley de Residuos y que determinan que en el año 2027 un 70% de la materia orgánica generada debe recogerse de forma separada.

Residuos
25/05/2018

Inicio de la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica

Comenzará el 18 de junio en Azpilagaña y el 19 de junio en Nuevo Artica

Esta mañana ha sido anunciado el inicio de la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica en la Comarca de Pamplona. La experiencia se llevará a cabo en dos áreas: Azpilagaña, donde comenzará el lunes 18 de junio y Nuevo Artica, donde comenzará un día después, el martes 19 de junio. 

El objetivo principal de la prueba es aumentar la recogida separada de la materia orgánica derivando al contenedor marrón los depósitos que actualmente se realizan de forma errónea, principalmente en el contenedor de resto. Para ello, en las dos zonas elegidas, el contenedor para recoger la fracción ‘resto’ –que será del mismo modelo destinado para la recogida de materia orgánica–, pasa a tener tapa e identificación de color gris. Los contenedores de materia orgánica y los contenedores de resto se abrirán mediante tarjeta electrónica asociada a cada domicilio y cada apertura quedará registrada. Tal como ha resaltado el presidente de la Mancomunidad, Aritz Ayesa, “esto permitirá realizar un análisis pormenorizado de los resultados en función de las diferentes características de las zonas y calles”.

Ayesa ha recordado que las dos zonas han sido seleccionadas con criterios urbanísticos, demográficos y por tener un tamaño representativo para una experiencia piloto. La zona seleccionada en Azpilagaña cuenta con 5.463 habitantes y 2.247 viviendas. La edad media es de 43 años. En el caso de la zona de Nuevo Artica, residen 4.662 personas en 2.226 viviendas. La edad media es de 30 años. Con el objetivo de poder comparar una variante en los resultados de ambas zonas, en el caso de Azpilagaña los contenedores para la recogida de materia orgánica podrán ser abiertos todos los días, mientras que la apertura de los contenedores para la fracción ‘resto’ estará restringida a cuatro días a la semana: lunes, miércoles, viernes y domingo. En Nuevo Artica, la apertura de ambos tipos de contenedor podrá realizarse todos los días.

Entrega de tarjetas para la apertura de los contenedores

El responsable de Comunicación de la Mancomunidad, Arturo Ruiz de Azagra, ha informado sobre la campaña de información asociada a esta prueba piloto. Así, todos los domicilios y locales incluidos en las dos zonas establecidas recibirán  la visita de personal técnico de la Mancomunidad que les hará entrega de la tarjeta (dos unidades por cada domicilio o local) para abrir los contenedores de resto y materia orgánica, así como otros materiales informativos. Las visitas se realizarán del 28 de mayo al 8 de junio, de lunes a viernes, de 10 a 14 horas y de 16 a 20 horas.

También se podrán retirar las tarjetas en los puntos informativos que estarán instalados del 11 al 23 de junio en las siguientes direcciones:

  • Azpilagaña: Centro de Salud, c/ Luis Morondo Urra, 1.
  • Nuevo Artica: Plaza interior en c/ Clara Campoamor – c/ María Domínguez.

El horario de atención de estos puntos será de lunes a viernes, de 9:30 a 19:30 y sábados de 9:30 a 14:30 horas.

Finalmente, las personas residentes en estas dos zonas también podrán llamar al teléfono 948 271 977 de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 h. y de 16:00 a 18:00 h.

Toda la información sobre la prueba piloto también está disponible en el siguiente enlace de esta web.

Tal como ha señalado el presidente de la MCP, lo que se modifica con esta experiencia piloto es la forma de acceso a los contenedores de materia orgánica y resto; no cambian por lo tanto ni la infraestructura, ni la ubicación ni la cantidad de contenedores. “No supone deshacer lo realizado hasta ahora, sino avanzar sobre el mismo sistema en la búsqueda de soluciones que nos permitan alcanzar los objetivos”, ha aclarado Ayesa.

La campaña tendrá una duración estimada de seis meses y está previsto que a comienzos de 2019 dispongamos ya de resultados. Para ello se están realizando durante estas semanas pesajes individuales de cada contenedor de ambas zonas y estudios de caracterización. Una vez comenzada la prueba piloto, continuará el seguimiento de indicadores cualitativos y cuantitativos para contrastar la evolución.

Obligaciones legales de reciclaje y recuperación de residuos

En estos momentos estamos muy lejos de alcanzar los objetivos que nos marca el Plan de Residuos de Navarra, que en breve serán recogidos en la Ley de Residuos (actualmente en trámite parlamentario) y que determina que en el año 2027 un 70% de la materia orgánica generada debe recogerse de forma separada. En el año 2017 (un año después de finalizar la implantación del 5º contenedor) la Comarca de Pamplona recogía un 16% de materia orgánica en el 5º contendor y compostaje. Los datos disponibles de 2018 nos confirman que esta situación se mantiene en cifras similares.

Ayesa advierte que “desde la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona debemos afrontar esta realidad de forma proactiva, garantizando una buena gestión, buscando fórmulas que favorezcan el cambio de tendencia y mejorando la comunicación para transmitir la gravedad del momento en el que nos encontramos y la necesidad de modificar los hábitos cotidianos”.

El presidente de la Mancomunidad también ha indicado que esta semana fue adoptado un acuerdo del Consejo Europeo sobre las obligaciones legales de reciclaje y recuperación de residuos 2025-2030-2035. Este acuerdo, que deberá ser asumido por las leyes de cada estado, establece que antes 2025, un 55% del total de residuos municipales (conjunto de todas las fracciones) deberán ser reciclados. La Comarca de Pamplona, actualmente tiene una tasa de reciclaje del 36%. Ayesa ha señalado que “si alcanzáramos los objetivos establecidos específicamente para la Materia Orgánica, superaríamos con  certeza la obligación establecida en este acuerdo. Lo hemos conseguido con algunas fracciones, creo sinceramente que con el compromiso individual de la ciudadanía y el colectivo de las administraciones que somos responsables de la gestión, es posible alcanzarlo también con la Materia Orgánica”.

Para finalizar, Ayesa ha anunciado que, además de esta prueba piloto, ya se están planificando acciones de refuerzo informativo. En lo referente a la gestión, la Mancomunidad sigue trabajando en la definición del nuevo Centro Ambiental de tratamiento de residuos, su ubicación y características.

Residuos
27/04/2018

La MCP valora siete posibles ubicaciones para la nueva instalación donde serán tratados los residuos de la Comarca

Al nuevo centro ambiental de tratamiento se destinarán las fracciones de materia orgánica, resto y envases

Esta mañana el presidente de la Mancomunidad, Aritz Ayesa, ha informado en rueda de prensa sobre las últimas decisiones adoptadas en el denominado grupo de residuos, una comisión de trabajo puesta en marcha en esta legislatura para trabajar entre la parte política y la técnica en relación con la recogida y tratamiento de residuos. Además, Ayesa ha aprovechado para aclarar algunas cuestiones que sobre esta materia han sido difundidas durante los últimos días.

Ayesa ha hecho referencia en primer lugar a la inspección realizada en 2015 por el Gobierno de Navarra en el vertedero del CTRU de Góngora y que supuso a la Mancomunidad una sanción de 30.000 euros  por verter residuos sin tratamiento previo. Además, ha recordado el presidente, queda pendiente conocer los resultados de 2016 y 2017. En este sentido, Ayesa ha recordado que con la existencia de una nueva instalación para el tratamiento de residuos se hubiera evitado esta sanción; una solución que, por otra parte, está pendiente de acometer desde hace años. 

El presidente también ha hecho mención de la negativa del Consejo de Administración de la sociedad gestora de la entidad (SCPSA) a la hora de prorrogar el contrato para el tratamiento de la fracción orgánica de los residuos domésticos, que en los últimos años se está realizando en una planta ubicada en Caparroso. Ayesa ha anunciado que ya existe una solución temporal a este contratiempo mientras la entidad avanza en el proyecto de un nuevo centro ambiental de tratamiento de residuos. Desde el 2 de mayo, y durante los próximos meses, la materia orgánica será tratada en Ecofert Sánsoain S.L. (Artajona) hasta la finalización del nuevo proceso de adjudicación que ya está puesto en marcha. 

Todas estas cuestiones serán solucionadas de forma definitiva con la construcción de un centro de tratamiento en la Comarca para la gestión de las fracciones orgánica y resto. Además, se instalará una planta de clasificación de envases en sustitución de la existente actualmente en el CTRU de Góngora. 

Siete posibles ubicaciones

Como se sabe, desde la aprobación del Plan de Residuos de Navarra en enero de 2017, se está trabajando en la creación de un centro ambiental de tratamiento para poder trabajar tanto la materia orgánica como la fracción resto, que sería implantada en suelo industrial de la Comarca, compatible con el entorno y que genere el mínimo impacto. 

A la hora de establecer el emplazamiento de la nueva instalación, Ayesa ha aclarado que se han estudiado 18 ubicaciones, de las cuales siete se han considerado más apropiadas para acoger esta nueva instalación. Para esta selección han sido valorados diversos criterios agrupados en cinco apartados: tramitación urbanística, características de la urbanización y servicios disponibles, distancias de operación y explotación, afecciones al medio ambiente y entorno y datos catastrales.

Los siete emplazamientos, pertenecientes a cuatro municipios, son los siguientes:

EmplazamientosPuntos
Ciudad del Transporte (4ª fase) 
Noáin - Valle de Elorz
8,56
Beriáin 1 (AR-3 PGM)
Beriáin
7,54
Ciudad del Transporte (3º Fase)
Noáin - Valle de Elorz
7,50
Beriáin 2 (SUN-1 PGM)
Beriáin
7,41
Gazólaz 2 (P10, P11, P12, y P13 del Sector de Actividades Económicas)
Cendea de Cizur
7,28
Polígono Industrial Comarca 1 Agustinos
Pamplona
7,24
Gazólaz 1 (P2, P4, P5 , E1 y PV1 del Sector de Actividades Económicas)
Cendea de Cizur
7,24

Tal como ha indicado Aritz Ayesa, una vez se determine la ubicación definitiva, el siguiente paso será que los órganos de gobierno de la MCP validen definitivamente el planteamiento técnico trabajado hasta la fecha. Una vez aprobado, se podrían abordar la redacción del proyecto y la ejecución de la obra.

Características del nuevo centro ambiental de tratamiento

La nueva instalación tendrá por objeto el tratamiento de las fracciones de materia orgánica, resto y envases, procedentes de la recogida urbana de la Comarca de Pamplona. El tratamiento será mecánico-biológico: los envases serán separados por sistemas mecánicos y la materia orgánica será estabilizada mediante tratamiento biológico que reduzca su degradabilidad. Finalmente, en el tratamiento de la fracción resto confluirán los dos anteriores: por una parte se separará mecánicamente la materia orgánica presente y al resto de los envases se les aplicará un procedimiento equivalente al descrito para los envases. 

La extensión del centro ambiental tendrá un mínimo 50.000 metros cuadrados, si bien la superficie definitiva dependerá del emplazamiento por el que opte finalmente. Cabe señalar que el tratamiento se alojará en una o varias naves industriales cerradas para evitar la emisión de ruidos y olores. A la hora de realizar sus valoraciones, el grupo de residuos da relevancia al hecho de que la futura instalación sea flexible, con una cierta capacidad de reserva, que permita la adaptación a mejoras que se vayan implantando tanto en el tratamiento como en el progresivo aumento previsto en la separación domiciliaria. 

Finalmente, el presidente de la Mancomunidad ha hecho referencia a otras acciones que se están planificando como campañas informativas sobre la separación de materia orgánica y la prueba piloto de recogida de las fracciones de orgánica y resto.

Residuos
08/03/2018

La Mancomunidad pone en marcha una prueba piloto de aprovechamiento alimentario

En 44 establecimientos del Casco Viejo de Pamplona y uno de Mutilva la clientela podrá solicitar su comida sobrante para llevar

El 9 de marzo la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona pondrá en marcha una prueba piloto de aprovechamiento alimentario en 44 establecimientos de hostelería y restauración del Casco Viejo y uno de Mutilva.

Los clientes que lo deseen podrán solicitar la comida sobrante que se les entregará en un recipiente apto para el microondas y que, después de su uso, podrán compostar o reciclar en el contenedor marrón de materia orgánica. 

El objetivo de esta campaña es reducir la cantidad de comida en buen estado proveniente de restauración que acaba convirtiéndose en basura, así como trabajar la sensibilización de la ciudadanía y del personal de hostelería sobre la problemática del despilfarro alimentario. 

Cada día se tiran toneladas de comida en buen estado a la basura, con lo que ello supone de desaprovechamiento de recursos y generación de residuos orgánicos. Bajo el lema de “Aquí no se tira nada… ¡llévate tus sobras!”, la experiencia tendrá una duración de dos semanas. Inicialmente se entregarán en cada establecimiento 25 recipientes y 20 tarjetas informativas. A finales de marzo se procederá al análisis de los resultados y se valorará la continuidad de la campaña.

Cabe recordar que esta acción se integra en la campaña lanzada el pasado mes de mayo conjuntamente por el Gobierno de Navarra, el Consorcio de Residuos de Navarra y la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, que bajo el lema “¿Marrones? Sí, gracias / Organikoak? Bai, mila esker” invita a reciclar los residuos orgánicos.

Residuos
23/02/2018

Presentada la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica

Comenzará en junio y se llevará a cabo en dos áreas situadas en Nuevo Artica y Azpilagaña

Esta mañana ha sido presentada la prueba piloto para mejorar la separación de la materia orgánica en la Comarca de Pamplona. La experiencia comenzará en junio y se llevará a cabo en dos áreas situadas en Nuevo Artica y en el barrio de Azpilagaña. 

Tal como ha explicado el presidente de la Mancomunidad, Aritz Ayesa, las dos zonas han sido seleccionadas con criterios urbanísticos (facilidad para establecer su perímetro), demográficos (equilibrio de género, diferente media de edad de las personas residentes) y un tamaño representativo para una experiencia piloto (entre 7.000 y 10.000 habitantes por zona).

El objetivo principal de la prueba es aumentar la recogida separada de la materia orgánica derivando al contenedor marrón los depósitos que actualmente se realizan de forma errónea, principalmente en el contenedor de resto. Para ello, en las dos zonas elegidas, el contenedor para recoger la fracción ‘resto’ –que será del mismo modelo destinado para la recogida de materia orgánica–, pasará a tener tapa e identificación de color gris. Los contenedores de materia orgánica y los contenedores de resto se abrirán mediante tarjeta electrónica asociada a cada contrato y en cada apertura quedarán registradas las coordenadas espacio-temporales.

La zona seleccionada en Azpilagaña cuenta con 5.463 habitantes y 2.247 viviendas. La edad media es de 43 años. En el caso de la zona de Nuevo Artica, residen 4.662 personas en 2.226 viviendas. La edad media es de 30 años. Con el objetivo de poder comparar una variante en los resultados de ambas zonas, en el caso de Azpilagaña los contenedores para la recogida de materia orgánica podrán ser abiertos todos los días, mientras que la apertura de los contenedores para la fracción ‘resto’ estará restringida a dos o tres días a la semana, aún por determinar. En Nuevo Artica, la apertura de ambos tipos de contenedor podrá realizarse todos los días.

Para la medición de los resultados, en los próximos días se comenzará a realizar el pesado individual de cuatro tipo de contenedores (materia orgánica, resto, envases y papel y cartón) para conocer así la situación de partida de forma detallada. Además, en mayo, septiembre y noviembre se realizarán análisis de composición para valorar la evolución de la presencia de impropios en cada una de las fracciones.

Recogida separada del 50%: objetivo para el año 2020

El presidente de la Mancomunidad, Aritz Ayesa, ha recordado que desde 2013 hasta 2017 se han realizado acciones y campañas informativas y de sensibilización para promover la separación de la materia orgánica; como resultado, 71.000 viviendas se han inscrito en esta recogida, lo que supone un 46% de las viviendas de la Comarca. Sin embargo, la recogida separada de materia orgánica mediante el 5º contenedor solo ha alcanzado el 16% del material producido. Esto supone que del total de materia orgánica generada (51.000 toneladas), 44.000 se están depositando en otros contenedores distintos al marrón: prácticamente todo en el contenedor de resto.

Por otra parte, Ayesa ha indicado que “el Plan de Residuos de Navarra (PRN) determina que en 2020 debe ser recogida de forma separada el 50% de la materia orgánica y en 2027 el 70%. Por lo tanto, en estos momentos no estamos en situación de alcanzar estos objetivos”.

Tal como ha advertido el presidente de la Mancomunidad, la situación descrita es preocupante y requiere la actuación comprometida de las administraciones y de la ciudadanía. “La administración debe tomar decisiones que desbloqueen esta situación”, ha subrayado. Además, se debe continuar con la información y sensibilización para transmitir a la ciudadanía la necesidad de un cambio de comportamiento, ya que su implicación es imprescindible para alcanzar los objetivos establecidos por el PRN. “Se deben mejorar la recuperación de todas las fracciones, pero ahora es urgente la mejora en la separación de materia orgánica”, ha señalado Ayesa.

En referencia a las experiencias similares de otras ciudades, cabe señalar que los casos no son muy numerosos ya que están en implantación y no hay ningún caso extrapolable con una población similar a la de la Comarca de Pamplona. No obstante, el presidente ha hecho mención de tres experiencias que han servido de referencia para definir la prueba piloto que comenzará en junio. Así, han sido citados los casos de Brescia e Imola (Italia), y el de la Mancomunidad de Sasieta, en Beasain (Gipuzkoa).

La prueba piloto de la MCP que comenzará en junio se deriva del Plan de Gestión Anual de la entidad iniciado en 2017. El presidente de la MCP ha aclarado que no se contemplan medidas sancionadoras vinculadas a esta experiencia; además, la tarjeta no supone una medida de control, sino una herramienta de análisis para valorar los resultados de la recogida. La experiencia piloto se realiza sobre el sistema de recogida actualmente implantado, por lo que no hay costes de reversión de lo realizado hasta la fecha: se cambian las características de la apertura de los contenedores, pero no la infraestructura, ni la ubicación ni la cantidad de contenedores.

Residuos
06/02/2018

En 2017 la Mancomunidad recuperó 52.246,12 t de residuos, un 1,52% más que en el año anterior

La recuperación de materia orgánica mediante 5º contenedor alcanzó las 7.515,80 t, lo que supuso un descenso del 0,65%

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona recogió durante 2017 un total de 145.778,73 toneladas de residuos, lo que supuso un aumento del 1,69% respecto a las 143.354,33 toneladas recogidas durante el año anterior. Este incremento confirma el cambio de tendencia iniciado en 2014 tras los descensos sucesivos registrados desde 2009.

En lo referente a la recuperación de residuos (material recogido que está en condiciones de ser reciclado) el incremento ha sido del 1,52% al recuperarse 52.246,12 t. El mayor crecimiento lo han experimentado los materiales textiles que asciende a 591,14 t, un 38,86% más que en el año anterior (425,70 t), motivado principalmente por la instalación en  la Comarca de Pamplona desde el mes de agosto de 95 nuevos contenedores para la recogida de ropa, calzado y material textil. 

También ha experimentado un crecimiento importante el compostaje doméstico y comunitario, con un incremento del 33,14%, al recuperarse 2.812 t frente a las 2.112 de 2016; en este sentido, cabe recordar que en la segunda mitad de 2016 se llevó la implantación de la IV fase de la recogida selectiva de materia orgánica y que a cada localidad incluida en esta fase se le ofreció el compostaje como forma de tratamiento de la materia orgánica, lo que ha condicionado el incremento de este indicador durante 2017. Otras fracciones que han experimentado una subida han sido la madera, de la que se han recuperado 1.842 t –un 13,48% más que el año pasado– y el papel-cartón con un incremento del 1,25% (16.384 t). 

La recuperación de materia orgánica mediante el 5º contenedor ha experimentado un ligero descenso del 0,65% al obtenerse 7.515,80 t respecto a las 7.565,00 del año anterior. La mayor bajada la ha registrado el apartado de voluminosos con un descenso del 10,99% (427,18 t), seguida de la poda, que ha bajado un 5,01% (8.138,35 t). En cuanto al vidrio, se recogieron 8.712,22 t, un 0,08% más que el año anterior. Finalmente, se recuperaron 4.747,15 t de envases ligeros (brik, plásticos y metales), lo que supuso un incremento del 0,35%.

En relación con el compostaje doméstico, como ya se ha comentado anteriormente, la implantación de la IV fase de la recogida selectiva de materia orgánica supuso la incorporación en el segundo semestre de 2016 de nuevos hogares que se sumaron a las que ya participaban a través de las campañas que lleva a cabo la MCP y que el año pasado alcanzaron su duodécima convocatoria. En conjunto, durante 2017 participaron en el compostaje doméstico un total de 3.243 familias que lograron producir 2.334,8 toneladas. En el caso del compostaje comunitario, participaron 845 viviendas en 33 áreas de compostaje que obtuvieron una producción de 234,8 toneladas. Finalmente, cabe señalar que 721 familias optaron por la autogestión de la materia orgánica mediante recursos propios, con una producción de 242,4 toneladas. 

En conjunto, las 7.515,80 t recuperadas mediante el quinto contenedor y las 2.812 del compostaje suman un total de 10.327,8 t de materia orgánica recuperada, lo que supone un 6,75% de incremento respecto al año anterior.

La materia orgánica recogida mediante quinto contenedor fue de 7.748 t, lo que supone un 16,0% de la cantidad total de materia orgánica generada, que fue de 54.264 t.

Residuos
17/10/2017

Presentada la campaña de recogida de la materia orgánica (V fase)

Tras la campaña en el ámbito rural, ahora comienzan las acciones en la zona urbana que finalizarán en abril de 2018

Esta mañana ha sido presentada la campaña de información y sensibilización correspondiente a la V fase de recogida de la materia orgánica en la Comarca de Pamplona. Tal como ha señalado el presidente de la Mancomunidad, Aritz Ayesa, a día de hoy ya han finalizado las acciones dirigidas a la zona rural de la Comarca de Pamplona (que venían realizándose desde la segunda quincena de julio) y ahora comienzan las acciones en la zona urbana y periurbana. 

La implantación de la recogida separada de materia orgánica en toda la Comarca finalizó en 2016 mediante la instalación del 5º contenedor (color marrón) y el compostaje doméstico y comunitario. “Las acciones de este año son, por lo tanto, de recordatorio y refuerzo del mensaje”, ha indicado Ayesa.

Cabe recordar que la recogida separada de materia orgánica comenzó en 2013 con la experiencia piloto en Barañáin. En 2014 la recogida se extendió a diversos barrios de Pamplona, así como a las localidades de Zizur Mayor y Cizur Menor. El año 2015 supuso la etapa más ambiciosa, ya que con ella se completaban todas las áreas urbanas de la Comarca, y en 2016 fue cuando se realizó la implantación del área rural a través del compostaje doméstico y comunitario.

Como balance, al finalizar 2016 la Mancomunidad se había dirigido más de 154.000 domicilios y en la actualidad 70.300 de ellos (casi un 46%), mediante su inscripción, han mostrado su voluntad de separar la materia orgánica. Todas ellas han recibido información, llave, cubo y otros elementos informativos para una correcta separación.

Ayesa ha señalado que “estas serían unas cifras esperanzadoras si no fuera porque la realidad nos demuestra que hay una gran distancia entre la capacidad potencial de recogida separada de la materia orgánica y el dato real. En este momento se recoge de forma separada el 19% de materia orgánica”.

En este sentido, el presidente de la Mancomunidad ha realizado varias reflexiones: “Tenemos que recuperar recursos. Ni las instituciones, ni la ciudadanía podemos permitirnos no recuperar materias primas que serán muy necesarias para un futuro más próspero”. 

Por otra parte, “tenemos un compromiso con el planeta y con el medio ambiente, pero también tenemos legislaciones europea, estatal y navarra que tenemos que cumplir”, ha añadido Ayesa. Así, el Plan de Residuos de Navarra exige que en 2020 recojamos de forma separada o tratemos mediante compostaje el 50% de la materia orgánica y en 2027 la obligación será del 70%. 

La tercera reflexión es que “ese camino lo tenemos que hacer juntos la Mancomunidad y la ciudadanía. La MCP, como institución, debe poner a disposición de la ciudadanía los medios para poder separar correctamente, incentivar e informar; pero la separación empieza en los hogares y en los negocios, por lo que con la implicación de la ciudadanía se lograrán los objetivos marcados”. Ayesa ha concluido su reflexión indicando que “la adecuada separación en los hogares es el gesto solidario más sencillo y asequible para cada uno de nosotros y de nosotras, con independencia de que, además, es una exigencia legal. No podemos renunciar a colaborar con un futuro mejor”.

Campaña de la V fase en dos ámbitos: rural y urbano

Tal como ha señalado Ayesa en referencia a esta campaña vinculada a la V fase de la recogida, desde julio hasta septiembre de este año se ha realizado una labor de refuerzo en 36 municipios, valles o cendeas del ámbito rural, consistente en acciones de comunicación y coordinación con los ayuntamientos, visitas puerta a puerta en domicilios no contactados en 2016, instalación de puntos informativos itinerantes en localidades de más de 200 habitantes, charlas taller para la entrega de compostadores a los nuevos inscritos y visitas de asesoramiento a los domicilios con compostador incorporados en las campañas de 2016 y 2017. Tras dicha campaña se ha conseguido un incremento de un 10,5% de los inscritos en la zona rural, que se sitúa en un 50% de los inscritos.

Ahora se inician las acciones en la zona urbana, que se prolongarán hasta el mes de abril de 2018.  El responsable de Comunicación de la Mancomunidad, Arturo Ruiz de Azagra, ha desgranado las acciones previstas en la campaña  que busca aumentar la cantidad de material depositado en el contenedor específico de la fracción orgánica así como incrementar el número de adhesiones voluntarias al compostaje y al 5º contenedor, incidiendo transversalmente en la importancia de la prevención. También se aprovechará la oportunidad para recordar y reforzar el resto de recogidas que también condicionan la calidad y el nivel de impropios del conjunto del sistema.

Las localidades a las que va dirigida esta campaña urbana y periurbana son Ansoáin / Antsoain, Barañáin, Beriáin, Berrioplano / Berriobeiti, Berriozar, Burlada / Burlata, Cizur Menor, Cordovilla, Esteribar, Ezcabarte, Huarte / Uharte, Noáin-Valle de Elorz / Noain-Elortzibar, Orkoien, Pamplona/Iruña, Valle de Aranguren, Valle de Egüés / Eguisibar, Villava / Atarrabia y Zizur Mayor / Zizur Nagusia.

Se han programado acciones específicas con ayuntamientos, ciudadanía (información presencial en 560 puntos de recogida –contenedores de calle– y visitas a 1.400 hogares asimilables a rural), colectivo HORECA (casi 1.000 negocios de hostelería, restauración y catering), otros productores singulares no HORECA (fruterías, floristerías, ultramarinos, etc), huertas y merenderos del Parque Fluvial de la Comarca, centros escolares, así como población de otras nacionalidades y público juvenil.

Entre otros detalles, Ruiz de Azagra ha señalado que como prueba piloto, el año próximo los negocios de hostelería del Casco Antiguo de Pamplona que así lo deseen contarán con unos envases para potenciar la entrega de comida sobrante de modo que personas que no acaben la comida que hayan solicitado se la podrán llevar a casa.

Cabe recordar que la campaña de la V fase se realiza bajo el paraguas de una campaña común para toda Navarra lanzada el pasado 16 de mayo conjuntamente por el Gobierno de Navarra, el Consorcio de Residuos de Navarra y la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, y cuyo lema “¿Marrones? Sí, gracias / Organikoak? Bai, mila esker” nos invita a no pasar del marrón.

Páginas

Suscribirse a RSS - materia orgánica