Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

Mancomunidad de la Comarca de Pamplona

Noticias RSS
Agua
18/11/2016

Campaña para evitar que las toallitas húmedas sean desechadas en el WC

La campaña, desarrollada por MCP y NILSA, advierte de esta amenaza para nuestro sistema de depuración y saneamiento

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona ha presentado esta mañana la nueva campaña de comunicación, realizada en colaboración con NILSA, centrada en el uso adecuado de las toallitas higiénicas. 

Hay desechos con los que la red de saneamiento de agua no puede trabajar directamente. Concretamente, las toallitas húmedas desechadas por el WC no se descomponen totalmente y terminan ocasionando atascos y problemas que conllevan importantes consecuencias económicas y ambientales. La campaña presentada hoy se centra en esta amenaza para los sistemas de saneamiento y depuración.

En el acto han intervenido Isabel Elizalde, consejera de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local del Gobierno de Navarra, Iñaki Urrizalki, gerente de NILSA (Navarra de infraestructuras locales, S.A.) y Aritz Ayesa, presidente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona.

En su intervención, Isabel Elizalde, ha señalado que muchos artículos de uso común en nuestros hogares o en nuestros centros de trabajo no existían hace 25-30 años; “estos artículos nos han permitido mejorar nuestra calidad de vida pero provocan impactos desconocidos hasta hace poco”, ha señalado la consejera, refiriéndose a productos químicos, toallitas, pañales o incluso medicamentos que ingerimos provocan también cambios sustanciales en la flora y fauna de los ríos. 

Hay veces en que los grandes problemas tienen una apariencia pequeña; es el caso de las toallitas, “cuya larga vida pasa una gran factura en forma de averías y atascos”. Elizalde ha remarcado que “las depuradoras tratan residuos que conocemos, cada vez más eficientemente, pero, no están preparadas para tratar venenos, fármacos o los componentes de las toallitas. Hace falta más investigación para poder poner una solución satisfactoria”.

A juicio de la consejera, a pesar de que en Navarra se ha avanzado mucho en la gestión del abastecimiento, del saneamiento y de la depuración, queda todavía camino por recorrer. Así, la gestión sostenible e integral del agua “es una preocupación y un objetivo de trabajo prioritario, una tarea que se realizará en colaboración directa con las mancomunidades, los distintos sectores de actividad, los colectivos y la ciudadanía”.

Por su parte, Iñaki Urrizalki, ha hecho referencia a los contaminantes emergentes: “muchos compuestos, centenares probablemente, muchos de los cuales se usan en nuestros hogares, cuyos efectos negativos no se conocen del todo bien o cuando menos se sospechan”. Así, ha citado un conjunto muy variado de sustancias (plaguicidas, medicamentos y fármacos, entre otros) y elementos físicos entre los que se incluyen las toallitas húmedas, las compresas y los pañales”. Urrizaki ha advertido asimismo sobre el problema de las microfibras de plástico, cuyo vertido puede provocar que hacia 2050 la biomasa de peces de los océanos sea menor que la de la masa de plástico. “Lamentablemente –ha añadido el gerente de Nilsa–, “las depuradoras biológicas que tenemos en la actualidad no son capaces de tratar completamente muchas de estas sustancias, por lo que en el futuro deberemos incorporar técnicas que permitan su eliminación”. 

Urrizalki ha finalizado su intervención anunciando que el Gobierno de Navarra, con la colaboración de NILSA y las entidades locales, entre las que se encuentra la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, ha constituido un grupo de trabajo que se ocupará de estar al día en las tecnologías y avances científicos, propondrá la realización de actuaciones concretas, coordinará los proyectos de I+D+i y será el lugar donde se coordinen las actuaciones de sensibilización y comunicación.

Finalmente Aritz Ayesa ha explicado cómo propio personal de mantenimiento de instalaciones y de la depuradora de Arazuri venían constatando un progresivo aumento de materiales impropios que dificultaban el funcionamiento de las redes y de los sistemas de bombeo. “No olvidemos que la red de saneamiento de la Comarca de Pamplona cuenta con casi 1.700 kilómetros de redes y 74.000 acometidas, lo que significa una compleja red cuyo mantenimiento y buen funcionamiento está muy condicionado por lo que se vierte en el inodoro”, ha señalado el presidente de la MCP.
Antes de desglosar las acciones incluidas en la campaña, Ayesa ha recordado que el saneamiento de aguas residuales no es suele ser noticia gracias a su buen funcionamiento pero sin embargo, “es momento de resaltar que en un buen saneamiento, la mejor garantía de que devolvemos al río el agua en condiciones adecuadas comienza en los hogares. Una vez más – ha señalado Ayesa– el resultado final dependerá del compromiso compartido entre las entidades y la ciudadanía”.

¿QUÉ HACER CON LAS TOALLITAS?

La campaña advierte que desechar las toallitas húmedas por el WC contribuye de un modo significativo en la creación de atascos en la red de saneamiento y en los procesos de depuración. Estas situaciones conllevan perjuicios económicos y medioambientales.

Durante la presentación de la campaña se ha realizado una sencilla demostración en la que se ha podido comprobar cómo las toallitas no se descomponen en el agua, incluso tras haber transcurrido un tiempo considerable. Es por este motivo por el que las toallitas, incluso las biodegradables, no se descomponen en el tiempo que dura su viaje a la depuradora. Así, las toallitas provocan atascos en la red de saneamiento porque sus fibras, en contacto con el agua, se separan y expanden formando tapones. Los atascos pueden favorecer desbordamientos de aguas fecales no tratadas generando riesgos sanitarios y medioambientales. Por otra parte, las toallitas contienen fibras sintéticas que contribuyen a la contaminación de los ecosistemas acuáticos. Como consecuencia, el sobrecoste del mantenimiento de las redes de saneamiento y los sistemas de depuración en Europa es de más de 500 millones de euros al año. 

La campaña propone como mejor alternativa la colocación de una papelera en el baño y depositar en ella las toallitas junto con el resto de residuos. El contenido final debe ir al contenedor de la fracción resto. La utilización de la papelera evitará atascos y problemas en el tratamiento de aguas residuales y supondrá un importante ahorro económico. Las personas que adopten está solución contribuirán a una mejor gestión de los residuos y facilitarán el aprovechamiento de los recursos naturales.

La campaña incluye un envío de correo personalizado que incorporará una carta y un folleto informativo. Además, la Mancomunidad visitará 350 grandes productores de toallitas (lugares donde se concentra un mayor uso de este producto, como residencias, guarderías, etc.) para explicar los inconvenientes de desechar las toallitas húmedas en el WC. Un vídeo divulgativo podrá ser visualizado junto a otros contenidos informativos en en el siguiente enlace y serán distribuidos carteles, folletos y pegatinas. Aunque inicialmente la campaña está dirigida a la Comarca de Pamplona, NILSA podría extenderla próximamente al resto de Navarra. Cabe señalar que esta iniciativa se alinea con una preocupación expresada por AEAS (Asociación Española de Abastecimientos de Agua y Saneamiento) que el pasado 21 de septiembre distribuyó la “Declaración de posicionamiento del sector sobre los productos no aptos para desechar por el inodoro y aquellos etiquetados como aptos” que incide en los mismos mensajes que recoge la campaña presentada hoy.

Otras noticias

  • El motivo es el cambio de los equipos de pago y del sistema de ayuda a la explotación en las villavesas
  • El candidato independiente del área de Goñi / Valle de Ollo ha obtenido 29 votos y Echeverría (Navarra Suma) 23
  • Los servicios mínimos diurnos serán del 60% en hora punta y del 40% en hora valle